Gispert: “Hay que pensar en un acuerdo político que garantice que este gobierno autocrático deje de estar”

Política - Municipal Portada

El referente del Frente Cívico en Villa Carlos Paz, Walter Gispert, habló con VillaNos Radio sobre el crecimiento de la figura de Luis Juez como potencial candidato a la gobernación por parte de Juntos por el Cambio.

Lo hizo tras conocerse los resultados de la encuesta emprendida por CB Consultora quien analizó la imagen de potenciales candidatxs y sus proyecciones electorales. Uno de los ítems sobre los que se consultó a unxs mil cordobesxs tenía por objetivo determinar el piso y el techo electoral de cada uno a partir de estas opciones: seguro votaría, podría votar, no me interesa, y no sé.

El muestreo posiciona a Juez con un piso de 23,3por ciento y un techo de 56,5por ciento. Le siguen: Rodrigo De Loredo (UCR) piso 13,3por ciento, techo 44,8por ciento; Martín Llaryora (Hacemos por Córdoba) piso 12por ciento, techo 43,6por ciento; Gustavo Santos (PRO), piso 3,5por ciento, techo 14,6por ciento; Mario Negri (UCR), piso 3,5por ciento, techo 14,6por ciento; Martín Gill (Frente de Todos), piso 2,5por ciento, techo 13,6por ciento.

“Lo que hizo la encuesta fue poner blanco sobre negro algo que se percibía. Después de la elección legislativa, que, por supuesto no es la de gobernador, Juez sacó tanta diferencia que no pasó esto en 2009. En ese momento Juez sacó el 34 por ciento, ahora sacó el 55 por ciento. Pero, además, el radicalismo no estaba en nuestro espacio político”, señaló.

Sostuvo que “es muy difícil que se rompa Juntos por el Cambio” más allá de los intentos del gobierno provincial a través de algunos medios de comunicación de generar una interna entre los dirigentes que miden mejor. “Salvo errores propios, el cambio en la provincia está instalado”, consideró.

Sobre la posibilidad de que esa experiencia se pueda replicar en Villa Carlos Paz consideró que tiene la idea de generar una unidad “más amplia”.

“Hay que sumar a otros grupos que no están en Juntos por el Cambio. Hay una necesidad de terminar con este gobierno, porque nos hace retroceder. Retrocedemos 5 años en el transporte, retrocedemos 30 años en el servicio de agua, retrocedemos en la obra pública. Necesitamos un cambio. Yo tengo la idea de que sea más grande, pero está claro que Juntos por el Cambio será un sello que va a traccionar”, afirmó.

No obstante, reconoció que “la relación con la UCR formal no es tan buena, pero sí con los militantes radicales”. “Hay funcionarios de Avilés que son miembros del Comité de Circuito. En ese caso, es muy difícil”, declaró.

Unidad de la oposición

A lo largo de la entrevista, Gispert reiteró la necesidad de recuperar el sentido republicano del ejercicio político. En esa línea expresó que “el gobierno de los amigos de Avilés no habla con nadie”. 

“Hay que pensar en un acuerdo político que garantice que este gobierno autocrático deje de estar. Hay que reconstruir las relaciones político-institucionales con la ciudad”, afirmó y reconoció que “no viene siendo fácil” el armado de un frente que aglutine a todas las expresiones partidarias críticas del gobierno de Carlos Paz Unido. 

“A veces son más fuertes los egos que la responsabilidad política. Pero hay que seguir insistiendo. Yo no voy a bajar los brazos. Lamentablemente no lo logramos en la Defensoría del Pueblo. Las lecturas equivocadas nos llevan a estas circunstancias que implican tener a un gobierno que hace lo que quiere.

“Como ellos están convencidos que desde la oposición no se armará una fuerza electoralmente poderosa, siguen haciendo lo que quieren. Si percibieran que desde la oposición se está armando un frente electoral que los pueda desbancar, yo creo que su actitud cambiaría”. 

Y agregó: “Uno los escucha hablar y tienen un discurso fuertemente autoritario. Pero está claro que no hablan todos. Algunos son mudos, incluido al que le toca administrar”, dijo en alusión al intendente Gómez Gesteira.

Consultado sobre en qué lugar se ve en ese armado, Gispert fue directo en su respuesta: “Tengo toda la predisposición para no estar en ningún lado con tal de que se arme el frente. Creo que hay una necesidad muy grande de cambio por parte de los carlospacenses. Sí me veo siendo parte del esfuerzo para la construcción de una alternativa”.

Y en cuanto a qué haría falta para lograr la unidad, el dirigente dijo “espíritu colectivo, responsabilidad ciudadana y querer a la ciudad”. “Primero la gente y después, los dirigentes. Con esos principios, se podría acordar”. 

Licitación del servicio de transporte

El dirigente también se refirió al llamado a licitación para el servicio de transporte. En este sentido sostuvo que la intervención del contador y secretario de Economía y Finanzas del municipio, Daniel Gilli, fue “una verdadera caradurez”.

Vale recordar que el funcionario acusó a la oposición de entorpecer el tratamiento del proyecto y de hacer peligrar la continuidad de los puestos de trabajo. “Hace un año y medio que esta empresa (VillaBus) está en contratación directa. Además, hicieron un contrato que no pasó por el Concejo”, recordó y remarcó que ahora “están reconociendo que no fue legal que el contrato con esa empresa no pase por el Cuerpo Legislativo”.

Además, estableció un parangón con lo que fue el llamado a licitación para la recolección de basura, donde hubo cuatro convocatorias. “En tres llamados hubo errores, hasta que se presentó una sola empresa”, mencionó.

Recordó que en aquella oportunidad Carlos Paz Unido aceptó incorporar 70 cambios al pliego y, en este sentido, ironizó diciendo que “ya aprendieron y ahora quieren sacar la licitación a tambor batiente”.

“No hay ni un pedido de informes que pase. Imponen el número, a veces con el aval de una concejal que entró acompañando una lista de oposición y le dan para adelante. De cualquier manera, más temprano que tarde, tendrán que responder”, consideró.

Refiriéndose a los pliegos, detalló que incluye menos colectivos que los que había en el 2019. “La ciudad crece 3 por ciento anual, de modo que el servicio estará más resentido. Es como que sigue la emergencia. Hay problemas con la frecuencia de la noche. Hay escuelas que tienen alumnos de noche que se quedan sin transporte”, enfatizó.

“Hay una necesidad muy grande de cambio por parte de los carlospacenses”

En la misma línea afirmó que “no está claro cómo es el manejo de los subsidios nacionales, provinciales y municipales”. “Para conseguir información hay que hacer un trámite tan dificultoso, siendo que eso debería estar en las páginas del municipio. Sin embargo, ponen trabas y dan vueltas. Esta gente no está cumpliendo con la ley de transparencia”, afirmó.

Y como ejemplo mencionó las estafas que se concretaron en sede de la Secretaría de Turismo y los vehículos de Seguridad Urbana que sufrieron choques e incendios. “Nadie explica nada”, dijo.

“Seguramente en el tema del transporte impondrán el número, pero eso no garantiza un buen servicio”, afirmó. Además, consideró que las demoras en el envío del pliego (la emergencia vencía el 31 de marzo y el pliego fue enviado el 17 de febrero) fueron “a propósito”.

Y estableció dos hipótesis: “O buscan apurar el tratamiento o es pura incapacidad. No sé qué es peor: si es por incapacidad e incumplimiento de la ley o especulación para dar una segunda contratación directa a la empresa. No estoy en sus cabezas, pero el resultado de un accionar es un gobierno paralizado”.

“En lo único que andan bien es denunciando a opositores”, añadió.