Carande Carro: otra vez se desplomó parte del techo y decidieron suspender las clases presenciales

Educación Portada

La situación de precariedad en la que se está dictando clases en el IPEM 190 Dr. Pedro Carande Carro es insostenible. En pocas semanas se produjeron desprendimientos parciales del techo de los galpones de calle Atenas donde, de manera provisoria, funciona la escuela desde comienzos del 2020. 

Uno de los episodios ocurrió el 19 de octubre que lastimó a un estudiante de 16 años. Este lunes 01 de noviembre y tras las lluvias del fin de semana, también cedió parte del techo sin que se tomaran medidas al respecto.

“Esto muestra, una vez más, las condiciones super precarias en las que se habilitaron estos galpones. Desde el primer día los papás y mamás estuvimos viendo eso. Hicimos los reclamos. Lo que nos preocupa es que desde la escuela se minimiza la situación en la que está este edificio donde se está dictando clases”, expresó a VillaNos Radio Patricia Videla, madre de una estudiante del Carande.

Este miércoles 03 de noviembre la situación tomó otro cariz luego el pedazo de cielo raso que se desprendió fue más grande, afectando a las aulas de primero y quinto año. Un estudiante debió ser trasladado en camilla para ser asistido en el hospital Gumersindo Sayago. 

“Los chicos y chicas comenzaron a hacer circular de manera casera lo que estaba pasando, porque se les está cayendo el techo. Esto viene pasando. La directora no deja salir ni entrar a nadie. Nadie se hace cargo de lo que está pasando y están más preocupados en que no se haga público que garantizar la salud y el derecho a una educación digna de parte de toda la comunidad”, expresó Silvina Roldán, madre de un exestudiante del Carande.

Y remarcó: “Esto es anunciado, por eso sentimos mucha indignación e impotencia. No sabemos qué puede pasar cada día y nadie se hace cargo. Los chicos no pueden estudiar en esas condiciones. Lo dijimos desde el primer momento las familias del Carande”. 

Protesta y suspensión de clases

Lo sucedido generó mucha indignación entre lxs estudiantes y sus familias. De hecho. padres y madre se hicieron presentes de manera espontánea en la escuela para saber qué estaba pasando y reclamar condiciones dignas de dictado de clases. 

Hasta el lugar se hizo presente Jorge Pizarro, inspector de nivel medio del Ministerio de Educación de la Provincia que comunicó a las familias la decisión de suspender la presencialidad escolar. 

“A partir del día de hoy, como se ha derrumbado el cielo raso de dos aulas, quedan suspendidas las clases presenciales y se retoma la virtualidad”, afirmó el funcionario y aseguró que el responsable de Infraestructura Escolar del Ministerio de Educación de la provincia, Carlos Giovanonni, recorrería el lugar.

“Va a venir a hacer un trabajo de revisión de toda la infraestructura. Esto es en respuesta de lo que ha pasado pero también voy a proponer que haya una comisión permanente de la escuela formada por padres y estudiantes para que, ante cualquier situación como la que ha sucedido, inmediatamente la cuadrilla esté revisando. No solo los techos sino también las instalaciones eléctricas”, aseguró. 

Cerca del mediodía decidieron cortar la avenida Cárcano, en reclamo por una solución definitiva a este problema. “Carande en lucha otra vez”, “Cuatro años sin un espacio digno”, “Queremos un colegio digno”, decían algunos de los carteles improvisados por lxs estudiantes.